La oposición siria dice que la transición hacia una democracia pluralista basada en la descentralización permitirá preservar a Siria como país unido. Lo indica en la declaración final aprobada tras las negociaciones que tuvieron lugar en la capital de Kazajistán, en Astaná.