Anoche pudimos gozar de un espectculo nocturno sin par en mis recuerdos estelares. En el impoluto cielo del Parque Natural Sierra de Aracena, bien lejos de cualquier polucin lumnica, el eclipse de luna se nos ofreci ante nuestros ojos con todo su esplendor desde una ubicacin absolutamente privilegiada rodeado de encinas y alcornoques, en buena compaa e impregnados de la fragancia de una candel que humeaba a pocos metros de nuestro oteadero. Pude tirar unas improvisadas fotos a pulso forzando la sensibilidad como la que tenis ms arriba, pero la escasez de luz me impidi captar adecuadamente la tridimensionalidad que se poda apreciar en los momentos de ms oscuridad y extrao e inusual colorido. Justamente eso fue lo ms espectacular de la noche. Para el prximo eclipse como este dentro de bastantes lustros prometo estar mejor pertrechado. 😉