Los gobiernos de los 54 pases que colaboraron con la CIA estableciendo prisiones secretas en su territorio tras los atentados del 11-S, incluso permitieron el secuestro de sus propios ciudadanos, opinan los expertos.

Obviamente los 54 pases que han colaborado en los vuelos de la muerte dela CIAhan sido cmplices de encubrimiento o cmplices de las torturas, secuestros, detenciones ilegales y de permitir incluso el secuestro de ciudadanos propios en aras de una guerra del terror que se demostr absolutamente falsa y ms bien un pretexto para atacar y conquistar pases y robarles sus recursos naturales, afirm el analista internacional, Juan Luis Gonzlez Prez.

Segn un informe de la organizacinOpen Society Justice Initiative(OSJJ), existen pruebas de que casi una cuarta parte de los gobiernos del mundo, y Espaa incluida, ofreci secretamente su apoyo al gobierno del entonces presidente estadounidense George W. Bush.

Bush autoriz «ejecuciones extrajudiciales» -el traslado de personas sin el debido proceso- para permitir que las agencias de inteligencia estadounidenses y de otros pases interrogaran a los supuestos extremistas, al margen de las garantas existentes enEE.UU.

LaOSJJindic que, segn la evidencia recogida, las formas de asistencia abarcaron desde albergar prisiones de la CIA, interrogar sospechosos, abrir el espacio areo para vuelos secretos o la cooperacin con los servicios de inteligencia.

Texto completo en:http://actualidad.rt.com/actualidad/view/85843-cia-eeuu-espa%C3%B1a-prision

[mapsmarker marker=»32″]